Nuestra Emisora       Nuestro Departamento
Radio en Línea | Aula de Chino | China en Imágenes | Servicios | Versión antigua
 
Página Inicial | Centro de Prensa | China Cultural | China Hoy | Bella Vida | Viajando por China
 

Cinco años inolvidables de la Copa Masters de Tenis

2008-12-02 09:40:30  spanish

El 16 de noviembre por la noche, se clausuró la última Copa Masters de Tenis en el Centro de Tenis Qizhong de Shanghai, al ritmo de la canción "Bendición", interpretada por el astro hongkongnés Jacky Chang. La Copa Masters dijo adiós a Shanghai, la mayor ciudad financiera de China, mientras el mundo también dijo adiós a la copa. El próximo año, la competencia que aparecerá en Londres se titulará "Final del ATP World Tour". La historia de la Copa Masters finalizó en Shanghai. Para muchos aficionados al tenis, las memorias que quedarán plasmadas con mayor fuerza no necesariamente serán las emocionantes competiciones que se vivieron.

Algunos recordarán la Copa Masters gracias a un oso de peluche. El mismo viste una polo azul, con una bandana blanca en la cabeza y una raqueta en la mano. En la parte posterior de su polo se aprecia el número uno. Su expresión facial es cándida y bondadosa. Se trata del "Oso Federer". El mismo forma parte de un proyecto de beneficencia promovido por el UNICEF y la ATP y su imagen y nombre vienen del suizo Roger Federer, entonces número uno del mundo. Cada oso cuesta 8 dólares y los ingresos derivados de sus ventas se destinan a ayudar a niños del mundo que sufren de pobreza. Desde que el oso "Federer" se lanzó al mercado en la Copa Masters de Shanghai 2005, el deseo de los aficionados por adquirirlo ha sido enorme.

La mayoría de la gente recuerda este oso por Federer, no sólo por su alto nivel en la cancha y sus cinco participaciones en la copa de Shanghai, de las cuales se tituló campeón en dos ocasiones, sino también por su activa contribución a la sociedad. Federer, embajador de buena voluntad del UNICEF, dijo:

"Siempre quiero dedicarme a causas beneficientes. Tengo muchas oportunidades como ésta y también cuento con mi propia fundación. Persistiré en esto."

Sin embargo, en la última Copa Masters celebrada en Shanghai, no se encontró el "Oso Federer" en la tienda de souvenirs. Así como en la cancha del final, fue la primera vez en los últimos cuatro años que Federer estuvo ausente.

Para otros, los recuerdos de Shanghai serán amargos. Al oír la palabra "retirado de la competencia", Brad Drewett, presidente de la zona internacional de la ATP y supervisor general de las competencias de la Copa Masters, siente una profunda angustia. En 2005, cinco jugadores seleccionados se retiraron de la Copa Masters por lesiones, entre los cuales figuraban André Agassi, Rafael Nadal y Marat Safin, los de mayor popularidad en China. Esto provocó un gran descontento entre los aficionados chinos y patrocinadores. Dejemos que el mismo Drewett, nos comente:

"Fue una tormenta, a la que no quiero enfrentarme otra vez."

A pesar de esto, lo pasado es pasado. Gracias a los esfuerzos activos de diversas partes, las siguientes tres ediciones de la Copa Masters se celebraron exitosamente en Shanghai. A pesar de que algunos tenistas se retiraron de la copa por lesiones, los aficionados chinos han madurado tanto en su apreciación del deporte que no concentran su interés en una o dos estrellas.

En realidad, los seguidores chinos del tenis constituyen un hermoso recuerdo para los mejores tenistas del mundo. Muchos jugadores afirmaron que nunca han experimentado tanto entusiasmo en otros lugares del mundo. Federer es el más popular en Shanghai. Cuando este rey del tenis, preocupado por sus lesiones, se enfrentaba en una dura competición a Andy Murray en la última competencia de grupos de la Copa Masters de este año, oyó lo siguiente:

Más de 15 mil espectadores gritaban en voz alta su nombre para animarle. Esa noche, situaciones como ésta se repitieron una y otra vez. Por eso, Federer, a pesar de perder al final, agradeció sinceramente el apoyo de los aficionados chinos.

Novak Djokovic, tenista serbio, quien ganó la última Copa Masters, también tiene sus propios recuerdos. Él comenta que recibió al menos 3 regalos diarios durante su permanencia en Shanghai.

"Espero guardar todos estos regalos para llevarlos a casa. Estoy muy agradecido por el apoyo de los aficionados chinos. En mi vida profesional, nunca he experimentado un entusiasmo como éste."

Las competencias de la Copa Masters en Shanghai en los últimos cinco años no sólo han dejado una impresión profunda en el corazón de los jugadores y aficionados, sino también huellas de la cultura china en el tenis profesional del mundo. La gente recuerda claramente que, desde la celebración por primera vez de la Copa Masters en Shanghai en 2002, los tenistas llevaban trajes con características chinas. No importa cuál sea el traje tradicional chino que los tenistas vistan, siempre lucen el encanto chino. Además, las figurillas de los jugadores con apariencias de niños en arcilla hechas en Wuxi, provincia oriental de Jiangsu, son muy simpáticas y las del guerrero de terracota, del Masters del 2007, forman parte de la colección del Museo del Campeonato Wimbledon, de Reino Unido.

Otras memorias también merecen ser recordadas. Cuando empezó a celebrarse la Copa Masters en Shanghai, las advertencias de los árbitros internacionales hacia los espectadores en el campo de competencias casi no surtían efecto, porque éstos no podían hablar ni una palabra en chino. Pero uno ó dos años después, los espectadores chinos oyeron "gracias", "tranquilos" y "siéntense, por favor", a pesar de que no se pronunciaron muy bien estas frases. Sin embargo, en las competencias de la última edición de la Copa Masters, precisamente fueron estos mismos árbitros quienes recibieron aplausos cálidos de todos los espectadores, por su lucida pronunciación de frases en chino como "gracias", "siéntense, por favor" y "tranquilos, por favor". Esta ha sido una victoria de los árbitros internacionales del tenis, de la Copa Masters, y también de la cultura china.

Mi comentario sobre
Beijing 2008
China Radio International.CRI. All Rights Reserved.
16A Shijingshan Road, Beijing, China