Nuestra Emisora       Nuestro Departamento
Radio en Línea | Aula de Chino | China en Imágenes | Servicios | Versión antigua
 
Página Inicial | Centro de Prensa | China Cultural | China Hoy | Bella Vida | Viajando por China
 
Sus Recomendados
Aprendiendo Chino
Artes Tradicionales
Carta de Beijing
Cocina China
Costumbres y Artes Folclóricas
Galería de Imágenes
Intercambios Internacionales
La Vida y la Salud
Microcosmos de la Sociedad
Música Tradicional China
Prisma de la Economía
Punto de Mira
Relatos y proverbios
Sabituría China
 
Los treinta años que pasamos juntos; Tres décadas de moda china
2008-12-09 14:36:33   CRI

A finales de la década de 1970, en las calles de China solo se veían los apagados colores verde, azul, negro y gris de los monótonos uniformes militares, los típicos trajes de cuello cerrado y la ropa que llevaban los obreros y los campesinos. La palabra "moda" todavía no figuraba en el vocabulario de los chinos y la tendencia a buscar la belleza en el vestir era considerada una conducta errónea propia del capitalismo. De ahí que los chinos de aquel entonces lo ignoraran casi todo acerca de la moda y la combinación de los colores. Pero en 1979, es decir, en el segundo año de de reforma y apertura, el célebre diseñador francés Pierre Cardin trajo una selecta muestra de sus diseños a China, país que tras un largo periodo de aislamiento se aprestaba a abrirse al exterior.

En la década de los 80, el innovador aire de la reforma y la apertura entraba en todos los hogares; y con él, empezó a llegar la moda. Los trajes al estilo occidental, los conjuntos de blusa y falda, las gafas de sol así como otras prendas y complementos comenzaron a aparecer silenciosamente en las calles. De la noche a la mañana, hombres, mujeres, obreros, campesinos, comerciantes y estudiantes adoptaron prácticamente la misma imagen. Esta tendencia generalizada a la uniformidad, lejos de expresar la personalidad individual, constituía un reflejo del proceso de reforma y apertura. Más concretamente, este fenómeno ponía de manifiesto las limitaciones de la apertura: los chinos aún no entendían muy bien en qué consistía seguir la moda. En 1984, Pierre Cardin presentó una selección de sus diseños en Beijing, siendo este el primer desfile de modelos extranjeros organizado en China. Zheng Siti, una señora que trabó amistad con el modisto francés, recuerda muy bien aquel histórico pase de modelos.

"Cuando Pierre Cardin celebró, no sin audacia, su primer pase en China, estuve entre las primeras modelos elegidas. Nuestro país permanecía aún muy cerrado y no sabíamos muy bien en qué consistía un desfile de modelos presentado por un diseñador procedente de la Europa capitalista. Al no haber visto nunca nada parecido, no teníamos ni idea de cómo se organizaba."

El escenario elegido fue el Estadio de los Trabajadores de Beijing, cuyo aforo es de más de 20 000 localidades. El estadio se llenó y el pase de modelos, celebrado bajo el eslogan "Moda y ropa de moda", tuvo una repercusión sin precedentes.

La China de aquel entonces era un país totalmente desconocido para Pierre Cardin. Pero sin necesidad de palabras, sirviéndose únicamente de los colores, la diversidad de los estilos, la música y otros recursos publicitarios, el modisto francés logró que los habitantes de la capital empezaran a comprender el mundo de la moda. Pierre Cardin trajo la moda hasta la Gran Muralla, la acercó a los chinos y logró que llegara a sus corazones a través de sus ojos.

Si Pierre Cardin fue el primero en mostrar a los chinos qué es realmente la moda, la revista ELLE logró estrechar la vinculación entre la economía y otros aspectos de la vida cotidiana de los chinos. ELLE empezó a venderse en 1988, año en que se autorizó la venta de las primeras revistas extranjeras. Su redactora en jefe, Yin Yan, nos ofrece más detalles:

"En aquel entonces, siempre íbamos a los mercados donde podía verse la revista ELLE. Cuando quería confeccionar alguna prenda de primavera o verano, primero echaba un vistazo a la revista para tener una referencia y luego compraba la tela. La revista se había convertido en nuestra única orientación. Y es que para poder seguir la moda y vestir con más elegancia, siempre dentro de nuestras posibilidades, no había más remedio que basarse en la información que nos ofrecía ELLE."

Sonido especial: La década de 1990

Con la llegada de la década de 1990 y la consiguiente profundización de la política de apertura, las puertas de China siguieron abriéndose cada vez más. La reforma y la apertura despertaron el sentido estético de los chinos. A medida que el nivel de vida se elevaba sin cesar, la población seguía más de cerca las tendencias de la moda. La popularización de las blusas con mangas farol o bombacha, los jeans, las faldas de tirantes y otras prendas era un claro indicio de mayor apertura y de más interés por la moda. La inclinación a escoger ropa adecuada a la propia personalidad empezó a generalizarse. Poco a poco fue pasándose de "la ropa para varias estaciones" a "varias prendas para una sola estación"; de "vestir de una forma conservadora y anticuada" a "vestir de una forma totalmente distinta". Estas profundas modificaciones en la manera de vestir no solo ejemplifican los grandes cambios experimentados por la economía china a raíz de la reforma y la apertura, sino que reflejan el cambio de la mentalidad de los chinos y la mejora de su calidad de vida.

En el nuevo siglo, los avances de la reforma y la apertura han dirigido la atención del mundo hacia el desarrollo económico de China, en cuyo mercado han ido introduciéndose las marcas más famosas del sector. Al mismo tiempo, varias marcas han ido abriendo tiendas exclusivas en las zonas más prósperas de las ciudades chinas. Todo ello ha contribuido a reducir la distancia que separaba la alta costura china de la de los países más avanzados en este ámbito. En el 2001, con el respaldo del grupo China Fashion, llegó Bazzar, la revista de moda más prestigiosa y autorizada de EE.UU. El redactor más veterano de la edición china de esta revista, Hao Ning, nació en 1978, precisamente el año en el que empezó a aplicarse la política de reforma y apertura.

"Creo que el resurgimiento experimentado por China en la década de 1990 llegó a su apogeo en 1997 y 1998. Poco después, ingresamos en la Organización Mundial del Comercio, lo que facilitó la llegada de novedades internacionales. Por ejemplo, uno no viste igual cuando trabaja que cuando participa en una actividad social. Además, el tipo de actividad social determina el grado de formalidad en el vestir: no es lo mismo asistir a un concierto de música clásica que participar en una fiesta de amigos. Con el tiempo, esta cultura fue difundiéndose por Beijing, Shanghai y otras grandes ciudades."

Los cambios en la forma de vestir, reveladores indicios de la evolución de los tiempos, son como espejos que reflejan las diversas facetas del desarrollo y el avance de una sociedad.

 
Déjenos saber su comentario sobre el artículo

¡Escuche Radio en Línea!

Esquema de Programación

 
Temas Relacionados
China Radio International.CRI. All Rights Reserved.
16A Shijingshan Road, Beijing, China