Nuestra Emisora       Nuestro Departamento
Radio en Línea | Aula de Chino | China en Imágenes | Servicios | Versión antigua
 
Página Inicial | Centro de Prensa | China Cultural | China Hoy | Bella Vida | Viajando por China
 
Sus Recomendados
Aprendiendo Chino
Artes Tradicionales
Carta de Beijing
Cocina China
Costumbres y Artes Folclóricas
Galería de Imágenes
Intercambios Internacionales
La Vida y la Salud
Microcosmos de la Sociedad
Música Tradicional China
Prisma de la Economía
Punto de Mira
Relatos y proverbios
Sabituría China
 
El fervor del coleccionismo en China
2007-10-18 11:38:57   CRI

El concepto de la colección, como un hobby, una moda y un nuevo modo de vida, es cada día más popular entre los chinos comunes y corrientes. Ello puede apreciarse en la creciente cantidad de programas televisivos sobre este tema, la multitud que acude a las ferias de antigüedades y los precios astronómicos que proliferan en las subastas.

Según estadísticas del Instituto de Coleccionistas Chinos, hay actualmente más de 70 millones de coleccionistas en nuestro país, cifra que sigue aumentando a una velocidad de entre un 10 y un 20% anual. Resumiéndolo en una frase: los chinos se están enamorando del arte de coleccionar.

Por regla general, cuando el producto nacional bruto (PNB) per cápita de un país llega a los 1.000 dólares estadounidenses, surge el mercado destinado a los coleccionistas, y cuando alcanza los 8.000 dólares, este mercado entra en su etapa de prosperidad. En el caso de China, el PNB por cápita sobrepasó los 1.000 dólares en el año 2003, mientras en algunas ciudades costeras y metrópolis internas, esta cifra, en la actualidad, supera ya los 3.000 dólares. Los chinos son más ricos que antes, y disponen de dinero extra para dedicarlo a un hobby como el coleccionismo.

Tomemos como ejemplo el jade, un tipo de piedra preciosa muy popular en China. Zhang Haixiang, gerente general de la Compañía de Subastas Boguan de Beijing, nos indicó:¨´Coleccionar jade en era de prosperidad, y oro en tiempos turbulentos, así reza un antiguo dicho chino. Lo cual refleja que la tendencia de las inversiones en objetos de arte está influída por el ambiente político y económico de un país. Por lo tanto, el vigor que está viviendo el coleccionismo de jade en China tiene mucho que ver con las buenas condiciones económicas de nuestro país. ¨

La elevación del nivel de vida del pueblo constituye el fundamento económico del coleccionismo, e impulsa la pasión por coleccionar. Al mismo tiempo, las crecientes inversiones privadas es otro factor determinante.

La prosperidad del mercado de acciones despierta el entusiasmo de los ciudadanos chinos por la inversión privada. Al comentar esta tendencia, los medios de comunicación proponen diversos programas que ofrecen información y asesoramiento a los coleccionistas, o les cuantifican gratuitamente el valor de los objetos coleccionados. Muchos entran en el mundo del coleccionismo gracias a este tipo de programas, que, al mismo tiempo, ayudan a algunos coleccionistas a encontrar compradores de sus reservas. Por otro lado, los vendedores y los intermediarios de obras de arte y antigüedades, aparte de hacer negocios valiéndose de las tradicionales redes de conocidos, también se aprovechan de otra herramienta más moderna, Internet.

A pesar de los riegos inevitables en el coleccionismo y en los negocios de obras de arte y de antigüedades, sobre todo el problema de la falsificación, cada día hay más gente que se incorpora a este cualificado sector. Y mientras aumenta la cantidad de coleccionistas, suben los precios en el mercado, así como las expectativas del público, que no se quedan atrás.

Zhang Ming, académico del Instituto de Política y Economía Mundial de la Academia de Ciencias Sociales de China, nos indicó:¨La cantidad de objetos disponibles en el mercado destinado a los coleccionistas es limitada. No es probable que se incremente de forma rápida en un corto periodo. Por otra parte, la demanda sí sube velozmente, gracias a la existencia de mucho ahorro que busca oportunidades extraordinarias de ganancia y que siempre supera la suma de inversiones privadas. Esta característica de la economía china explica que, en este mercado, la demanda sea más fuerte que la oferta, lo que incide en la elevación del precio. Como resultado, atraen a más inversores.¨

Claro, no todos los coleccionistas ven en esta actividad una ocasión para invertir. Muchos lo toman como un mero hobby. Por eso coleccionan una gran variedad de cosas: desde las más convencionales, tales como pintura, artículos de jade, porcelana, piedras de formas peculiares, relojes, monedas, muebles, y todo tipo de antigüedades; hasta los que muestran más personalidad y se deciden por las facturas, estampillas, postales, tarjetas telefónicas, llaveros, encendedores, discos, carteles de cine, etc.

Por ejemplo, el jade es una piedra muy popular en la historia china. Se ha formado toda una cultura en torno a él. Para su colección, se necesitan conocimientos muy amplios. Zhang Haixiang, gerente general de la Compañía de Subastas Boguan de Beijing, nos explicó:¨La colección de jade tiene una historia milenaria en nuestro país. La piedra de buena calidad ya tiene un valor alto, y la labor de tallado le añade un precio adicional. Un objeto de jade puede ser de uso diario, y tiene valor estético y económico al mismo tiempo. Además, coleccionar jade exige formación y cultura.¨

Desde hace años, Yuan Ping trabaja en el Mercado Boguyiyuan, un mercado de obras de arte y antigüedades en Beijing. Elabora y vende artículos de jade, y ella misma es coleccionista de jade. ¨A veces encuentro una piedra que a mí me encanta tanto que no quiero venderla cualquiera que sea el precio que me ofrezcan. No importa la cantidad que sea. Se queda conmigo. Como en mi caso, muchos vendedores de jade también son coleccionistas. En el jade puede apreciarse la cultura milenaria de China,¨dijo.

Coleccionar es una actividad que exige tiempo, paciencia y espíritu de persistencia, al igual que formación, conocimientos y voluntad. Cada coleccionista tiene su propia historia. Atraídos por lo que coleccionan, fascinados por cada descubrimiento, disfrutan de este modo de vida.

El fervor por el coleccionismo es una muestra de la elevación del nivel de vida del pueblo chino, de la prosperidad económica del país y de la convivencia armoniosa de la sociedad. Los coleccionistas no son necesariamente expertos en un campo. En nuestros programas posteriores, vamos a conocer a algunos de ellos.

 
Déjenos saber su comentario sobre el artículo

¡Escuche Radio en Línea!

Esquema de Programación

 
Temas Relacionados
China Radio International.CRI. All Rights Reserved.
16A Shijingshan Road, Beijing, China